Menores e Internet, una relación de riesgo - Sagué Abogados penalistas
17192
post-template-default,single,single-post,postid-17192,single-format-standard,ajax_fade,page_not_loaded,,qode-child-theme-ver-1.0.0,qode-theme-ver-13.8,qode-theme-bridge,disabled_footer_bottom,wpb-js-composer js-comp-ver-5.4.7,vc_responsive

Menores e Internet, una relación de riesgo

Menores e Internet, una relación de riesgo

El auge de las redes sociales entre los menores de edad y el fácil acceso de éstos a las mismas, ha conducido a la aparición de nuevas herramientas y métodos que facilitan la comisión de delitos por vías diferentes a las tradicionalmente utilizadas.

Una de estas nuevas conductas delictivas es la llamada online grooming o cybergrooming, un término que hace referencia al uso de métodos por parte de agresores sexuales para establecer una relación de confianza con el menor que le permita ganarse su confianza y acceder a información esencial e íntima del mismo. La obtención de dicha información permite al agresor continuar con el acoso mediante la manipulación o amenaza de hacerla pública a familiares y/o amigos del mismo.

Partiendo de las anteriores premisas, con el propósito de proteger la indemnidad sexual de los menores de 16 años, nuestro Código Penal tipifica, en su artículo 183.ter 1º CP, el delito de Childgrooming o de acoso sexual a menores por internet, castigando con una pena de uno a tres años de prisión o multa de doce a veinticuatro meses, al adulto que contacte con un menor de 16 años a través de internet, teléfono o cualquiera otra tecnología de la información y la comunicación y le proponga concertar un encuentro con el fin de abusar o agredir sexualmente al mismo, siempre que tal propuesta se acompañe de actos materiales encaminados al acercamiento.

PREVENCIÓN: ¿Cómo proteger a los menores del Childgrooming?

La principal medida de prevención ante este tipo de acoso reside en la propia educación del menor, una educación que debe tener como objeto su firme concienciación sobre los peligros inherentes a Internet y a las redes sociales, tanto de las falsas relaciones de confianza que se puedan crear, como de la importancia de la privacidad y de las devastadoras consecuencias que puede comportar la mera publicación de una fotografía de carácter íntimo.

Por ello, debe ejercerse una mínima supervisión del uso de internet realizado por el menor en función de su edad, personalidad y grado de madurez, un control que consista fundamentalmente en conocer qué páginas webs suele visitar, con quién se comunica y cuántas horas al día le dedica.

Asimismo, otra medida enormemente útil para prevenir este tipo de riesgos es la de situar el ordenador en las zonas comunes del domicilio, de modo que el mismo pasará a estar a la vista y al uso de toda la familia.

REACCIÓN: ¿Cómo actuar si detectamos que un menor está sufriendo ciberacoso?

En primer lugar, advertir que es enormemente relevante evitar cualquier sentimiento de culpabilidad o responsabilidad por parte del menor que ha sufrido o está sufriendo el acoso, debemos recordar siempre quién es la víctima sin incurrir en reproches y acusaciones absurdas y totalmente contraproducentes para el menor, pues el único responsable de lo sucedido es aquel adulto que se ha aprovechado de la vulnerabilidad del menor para ganarse su confianza y acceder, a través de las nuevas tecnologías, a su entorno más íntimo.

Desde SAGUÉ ABOGADOS PENALISTAS, recomendamos la presentación inmediata de una denuncia ante Comisaría, Fiscalía de Menores o ante el propio Juzgado de Guardia, ello incluso en el caso que haya finalizado la conducta de acoso sobre “nuestro” menor, pues si optamos por no denunciar, el autor del delito quedará impune, sin antecedentes penales, y con plena libertad para desarrollar la misma conducta delictiva sobre otros menores.



Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies

Más información

Los ajustes de cookies de esta web están configurados para "permitir cookies" y así ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues utilizando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en "Aceptar" estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar